¡Lidera en medio de la pandemia!

¡Fortalezas necesarias para ser un buen lider en medio de la pandemia!

Antes de iniciar la cuarentena, durante un entrenamiento, con el equipo gerencial de un reconocido hotel, me preguntaron: “¿Descríbenos un buen líder?”.

La pregunta nos silenció a todos, pues salía de los labios del líder del equipo.

Dar una respuesta a esta pregunta es complejo, pues en las últimas décadas se ha dicho y escrito mucho sobre el liderazgo. Así mismo, han surgido diversidad de escuelas, estilos y metodologías que aseguran formar líderes. Por otro lado, los medios de comunicación y en general la sociedad, construyen y fomentan muchos ejemplos de líderes que, con el paso del tiempo, se derrumban estruendosamente.

Esta variedad de situaciones, más la pandemia que vivimos y otras tantas que han pasado en mi vida en los últimos años, me llevan a preguntarnos ¿cómo es realmente un buen líder?, aunque quizás es más valioso responder ¿dónde radica la fortaleza de los buenos líderes?

En mi opinión, la fortaleza de los buenos líderes radica en 5 aspectos:

  1. Reconocen en su vida un propósito superior. Cultivan un PARA QUE, un propósito, una causa o creencia que los inspira y contagian a sus seguidores con este propósito.
  2. Cultivan unas convicciones sólidas y fuertes. Las convicciones son, de lejos, lo más importante para liderar. Si pasar por alto la importancia de la estrategia, la formación de equipos y demás áreas, en la mente y el corazón de un buen líder siempre se encuentran las convicciones que lo impulsan y movilizan.
  3. Son maestros por vocación y aprovechan cada oportunidad para enseñar. Saben que las creencias son las que determinan las acciones y son el fundamento de una verdadera transformación personal, familiar y de negocios.
  4. Los buenos líderes saben perdonar. Puesto que el perdón es libertad, esperanza, amor y reconciliación, este se convierte en un instrumento para potencializar las relaciones personales y superar los problemas más profundos de la vida. Un buen líder sabe que perdonar es un riesgo que vale la pena asumir.
  5. Saben amar sin condiciones. El amor es el cimiento de todo y un buen líder lo expresa a través de una presencia habitual en la vida de sus seguidores, anima con sus palabras y manifiesta su amor. Un buen líder cuida y muestra un interés genuino por el bienestar integral de los demás.

Por mi experiencia personal, te aseguro que cualquiera que aplique estos 5 aspectos, es un buen líder y por supuesto podrá liderar y sobreponerse a esta pandemia, y a cualquier otra situación de vida. Son las convicciones las que nos sostienen, son los más importante y dan la fuerza para luchar hasta el final para transferirlas a otros. Un buen líder es un líder de COnvicciones. 

By |2020-08-24T21:21:23-05:00julio 3rd, 2020|Líderes Bajo fuego|0 Comments

About the Author:

Farid Estefenn

Leave A Comment

Abrir chat
Hola, estas comunicado con Amímesirvió. ¿En qué te podemos ayudar?